dig

Nos despedimos de L.A en Murcia

El pasado día uno de diciembre teníamos una cita muy especial. La despedida de L.A. en Murcia.

Nadie quiso perderse el evento, así que hora y media antes de que empezara el concierto la gente ya estaba en la puerta de la mítica sala REM.

Al entrar, un puesto de merchan en el que, al contrario de como suele ocurrir, todos nos detuvimos, todos queríamos un recuerdo de ese día tan especial, de esa banda que tantos momentos nos había regalado. Y aún faltaba el más especial…

El escenario fue inaugurado por unos teloneros de lujo, Kracauer, ni más ni menos que los ganadores al premio Mejor Debut de los Premios de la Música de la Región de Murcia. La banda calentó la sala bajo una luz rojiza amenizando con algunos de sus temas. Las olas, Problemas, Estrella, Equipaje, Canción de amor, Tarde y El Sonido y la furia fueron los temas que sonaronAl acabar, miramos atrás y vimos como la sala se había llenado. No faltaba mucho para que saliesen las estrellas de la noche. Y no tardaron en salir.

La imagen puede contener: una o varias personas, noche y concierto

La música comenzó a sonar, uno a uno salieron a escena los componentes del grupo, distinguíamos la intro de “Close” y el vocalista no tardaba en salir a ponerle letra.

La imagen puede contener: una o varias personas y noche

La imagen puede contener: una o varias personas, personas de pie y noche

Seguida de esta fue Rebel donde los miembros de la banda demostraron su virtuosismo con los instrumentos. Para continuar tocaba  Perfect Combination (canción que todos los asistentes cantaron a todo pulmón) y  Drama y Hands.

La imagen puede contener: una o varias personas, personas en el escenario, personas tocando instrumentos musicales e interior

La imagen puede contener: 1 persona, en el escenario y de pie

Tras cinco canciones el vocalista se detenía a hablar por primera vez, expresando que era un placer volver a Murcia y añadiendo Tenemos mucha música que hacer y muchas cosas que decir así que espero que tengáis tiempo y que no se vaya nadie, esto se llama “In the Weadon”. Ante sus palabras la expresión de los asistentes cambió, sus rostros transmitían tristeza, ninguno estábamos preparados para que fuera la última noche. Si bien, el tema escogido para continuar supo levantarnos el ánimo.

La imagen puede contener: 1 persona, en el escenario, de pie e interior

La imagen puede contener: una o varias personas, personas en el escenario y personas tocando instrumentos musicales

La siguiente canción fue  Living by Ocean, canción coreada, pero que en la que la tristeza volvía a reflejarse el  público, tal como sucedió con las siguientes canciones (Cristal Clear, Under Radar, Duolize, Live it all begining,Revolution,Ordinary Lies ,Oh, why? y After All). En este tramo pudimos observar como en varias ocasiones Luis Alberto se desplazaba a la parte de atrás del escenario y dejaba a sus compañeros en el primer tramo. Del mismo modo, la complicidad entre los miembros de la banda era algo que saltaba a la vista y los duelos de guitarras/bajos que en los que se enfrentaban algo digno de admirar.

La imagen puede contener: una o varias personas, personas en el escenario, personas tocando instrumentos musicales e interior

Cuando menos nos lo esperábamos la banda se despidió y salió del escenario. Pero no, no colaba, aún quedaban muchos temas por sacar al escenario. Efectivamente Luis Alberto volvía al escenario, esta vez solo, para deleitar e hipnotizar a todo el público con “Do you wanna dance with me again next summer”. Sin duda el momento más íntimo de la noche.

El resto de la banda volvía al escenario para continuar con la recta final del concierto. Letter, Helsinki, Stay, Outsider y Wind no podían faltar. La banda volvía a despedirse, pero aún era muy pronto, lo sabíamos, y entre los gritos de “otra”, “otra” volvían al escenario para cerrar con Wind y Stops the clocks, sin duda la canción más esperada y también la más coreada. El grupo volvía a despedirse dejándonos una sensación den tristeza y alegría en el cuerpo. Pero, una vez más volvieron al escenario, para despedirse con Sweetests. Al acabar el tema setlits, púas y baquetas volaron en dirección al público. Este sí, aunque nos doliera, era el adiós definitivo. Si bien, esperemos que solo sea un “hasta pronto”.

La imagen puede contener: 1 persona, en el escenario, de pie e interior

Gracias L.A por una noche tan especial, pero sobre todo gracias por vuestra música, la cuál será eterna.

Helga M.de Ibarra

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: